Fichas
1-Eliminación de la carcoma
2-Quitar los herrajes
3-Decapado y lixiviado
4-Encolado
5-Lijado
6-Sellado
7-Barnizado
8-Dorado y policromado
9-Laqueado oriental
10-Craquelado
11-Marmolizado
12-Limpieza de herrajes
13-Consejos
14-Eliminar manchas en la madera

 


Restaurar
madera
Encolado, sustitución de maderas, piezas, etc...

Cuando vayamos a restaurar un mueble deberemos hacer un estudio detallada de los daños sufridos, el motivo de su deterioro, el material y la técnica constructiva . Hay dos tipos de intervenciones: la conservadora y el encolado tratamiento que es curativo de insectos xilófagos y el proceso de decapado, etc... encerado, barnizado, en definitiva la regeneración del mueble y la estática, de forma mas agresiva y que se recomienda que lo realice un profesional, en el que se tratan aspectos como la recuperación de elementos decorativos perdidos, como las molduras, marquetería, etc, (y recordemos no intervenir mas allá de lo necesario).

Una regla básica es, sin duda, la de intervenir lo menos posible con la inclusión de piezas nuevas; una buena restauración consiste en preservar, la integridad del mueble antiguo.
Desgraciadamente, a pesar de las precauciones, hay que intervenir inmediatamente, antes de que el daño sufrido vaya a mas. Por ejemplo, una rotura reciente, al poseer los bordes más pulidos y limpios, es mucho más fácil de restaurar; con el paso del tiempo, las roturas se achaflanan, lo cual exige una intervención mas comprometida.


En el caso de contrachapados y taraceados que tienden a desencolarse, es aún mas importante intervenir cuanto antes, en la sustitución de piezas, recomendamos seguir el modelo y el estilo originarios empleando el tipo de madera adecuado, orientando de un modo correcto las vetas, siempre que sea posible.

Ciertos muebles de valor exigen la llamada restauración de patina, que consiste en sustituir partes irrecuperables ( chapas o piezas de madera maciza ) por otras obtenidas de muebles viejos inservibles: de este modo, se lograra el máximo resultado en cuanto a la conservación, tratando de respetar las características originales del mueble.
Para proceder al desencolado comprobaremos que las uniones entre las distintas partes no se hicieron con clavos ni tornillos, ( el método tradicional es el machihembrado ), procederemos a disolver la cola vieja, inyectando alcohol con una jeringuilla.

Para realizar el encolado necesitaremos: cola vinílica para madera, lija, un pincel de tamaño medio, una espátula, un martillo, una mordaza de madera, cuerda resistente y pedazos de listones.

Procedimiento


- Limpiar bien las piezas que se van a encolar y lijarlas.
- Si las piezas a encolar son de pequeñas dimensiones, emplearemos el pincel para aplicarles la cola; en caso contrario, se usara la espátula ( la cola se extiende siempre en las dos superficies).
- La capa de cola extendida sobre la superficie de la pieza debe recubrirla por completo, pero nunca debe ser superabundante; el exceso se eliminara inmediatamente.
- Una vez que se ha extendido la cola sobre las partes a encolar, hay que hacerlas encajar a la perfección, manteniendo su posición mediante una mordaza, a ser posible de madera. Si no disponemos de ella, emplearemos una mordaza metálica clásica o sargento de apriete; en dicho caso, colocaremos un pedazo de listón entre la herramienta y la pieza, para no dejar marcas en la madera.
- Para asegurar los ángulos encolados de una silla o de un cajón, se emplea una cuerda resistente, que tensaremos en torno a la pieza; es decir; alrededor del fondo de la silla o del cajón; para no dañar las aristas con la cuerda tensada, podemos insertar falcas de madera, dos en cada ángulo.
- Para asegurar superficies angulares oblicuas, por ejemplo la cornisa superior de un armario, existe un tipo de muelle que puede aplicarse después del encolado mediante la correspondiente tenacilla. (las mordazas o aprietes deben aplicarse por lo menos durante ocho horas).


Cuando nos encontramos con el problema de un mueble con partes podridas e irrecuperables, trabajaremos con los injertos; los cortes se harán en ángulo para obtener una buena adherencia y la mayor solidez de los injertos, que se molduraran perfectamente complementarios.

Antonio Caballero

Si quieres hacer alguna pregunta, sugerencia o cualquier cosa sobre el mundo de la restauración del mueble escríbe a Antonio Caballero